Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.nortecorrientes.com/a/151601
DIJO QUE “HAY QUE CERRAR LA GRIETA

”Para Fernández la actual situación política del país es “muy compleja”

El candidato presidencial remarcó que hay que “saber sortearla con inteligencia, mesura y cuidado e ir viendo cómo uno va colaborando”.

COR110919-002F02.JPG

El candidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández, reconoció que la actual situación política del país es “muy compleja” y remarcó que hay que “sa­ber sortearla con inteligen­cia, mesura y cuidado e ir viendo cómo uno va cola­borando”. “No es una cosa simple, es bastante difícil. Con la votación los ciuda­danos han decidido sacarle poder a alguien o mostrar su vocación de cambiar quién maneja el poder político en la Argentina, pero mientras tanto hay formalidades que cumplir que hacen que uno no tenga ese poder”, sostu­vo el postulante opositor al ser consultado sobre cómo quedó el panorama político luego de su holgado triunfo en las primarias del 12 de agosto. El dirigente peronis­ta señaló que “es una situa­ción muy compleja que hay que saber sortearla con inte­ligencia, mesura y cuidado e ir viendo cómo uno va cola­borando”.

“Está claro que con el Pre­sidente (Mauricio Macri) tenemos visiones absoluta­mente distintas sobre el país y creemos en métodos de solución de los problemas cotidianos del ciudadano medio que no tienen nada que ver en un caso y en otro. Hablo cuando el Presidente necesita hablar conmigo. Yo solo puedo expresar lo que pienso: ese es el único po­der que tengo hoy en día”, remarcó. Tras su viaje a España y Portugal y en el arranque de la campaña electoral, Fernández se refirió a la grieta y consi­deró que “hay que cerrarla entre todos”.

“Hay que terminar con la psicología de la grieta. La política es un sistema de diálogos, de confrontar ideas”, afirmó. Finalmente, el candidato presidencial también se expresó respecto a los reclamos de distintos sectores por la emergencia alimentaria: “Luchar contra el hambre no es un costo, es un deber moral. La situación de Argentina debe avergon­zarnos a todos”.

En ese sentido, consi­deró que “no basta con la asistencia del Estado” para terminar con el hambre y concluyó: “Como sociedad tenemos que emprender un camino juntos para terminar con el hambre en el país”.