Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.nortecorrientes.com/a/153249
PLANEAN ABRIR EL AÑO VENIDERO

El futuro centro de formación policial albergará a 600 cadetes

Ya está el boceto. Reacondicionarán los antiguos cuarteles de Santa Ca­talina para dar alojamiento y servi­cio a la tropa.

Durante el período 2015-2017 la Comuna realizó donaciones de terrenos del predio de Santa Catalina a 12 entidades. Entre los cuales se destacan los cedidos al Arzobispa­do de Corrientes y al Poder Judicial, aunque tras el correr de los meses, y dado que no hay viento a favor de las concesiones que se realizaron en esa oportunidad, fuen­tes judiciales habían informado que el Gobierno provincial ofreció otros predios, como así también la donación de las insta­laciones del IPS, tras el traslado a un nuevo centro administrativo en el San Benito. Son 6 las hectáreas que recibió el Gobierno provincial para cons­truir un centro de formación policial, y las obras para el lugar prevén aulas, campo de deportes, polígono, habitaciones y cocina.

En junio pasado el titu­lar de la Caja Municipal de Préstamos y el Ministerio de Seguridad firmaron un convenio por medio del cual se otorgaba la dona­ción de 6 hectáreas para la construcción de un centro de formación policial.

En contacto con NORTE de Corrientes, el titular de la cartera, Juan José López Desimoni, destacó que las obras ya están encamina­das, dio detalles sobre los proyectos que se realizarán y adelantó que el año que viene esperan habilitar una primera etapa.

En diálogo con este me­dio, el ministro de Segu­ridad destacó: “Se está avanzando al ritmo que pensamos para este año, es una obra importantes, por­que es un centro en el que se albergarán a todos los cadetes de la Policía, tanto oficiales como suboficiales, con un acondicionamiento que les permita vivir allí, estudiar, entrenarse y for­marse”.

Entre los detalles que brindó el titular de la carte­ra se destaca que se vienen realizando fuertes inversiones para reacondicionar los antiguos cuarteles, los que serán utili­zados para la zona de habitaciones, comedor y cocina.

“Es una obra muy impor­tante, que no solo será para cadetes, sino para la policía en general, donde daremos capacitación permanente”, dijo, y puso el acento en que tendrá un polígono de tiro subterráneo muy impor­tante. “Allí se podrá hacer practica de tiro, actualmen­te no tenemos un polígono de tiro con las condiciones que vamos a tener, el que existe no tiene ni por aso­mo las condiciones que va a tener el que estará en el lugar, ya que tendrá alta tecnología y condiciones de seguridad muy altas”, resu­mió.

También habrá aulas y bibliotecas. “Las aulas ten­drán las condiciones y los estándares que requiere el Ministerio de Educación, por eso será infraestructura escolar la que trabajará en esa parte del centro de for­mación”, especificó.

En cuanto al tiempo que demandará remarcó: “Es una obra grande, que lle­vará gran parte del año que vine, hay cuestiones pre­supuestarias que debemos atender, pero la decisión política del Gobernador es que para tener buenos po­licías necesitamos un buen lugar de formación”.

En el mismo sentido, explicó que durante 2020 estaría lista una primera etapa y el sitio podría co­menzar a funcionar.

“Tenemos área definidas, para poder trasladar los ins­titutos policiales, la escuela de cadetes, los dormitorios, las aulas, en conjunto con el sector de comedor y cocina y el casino de oficiales será la primera parte”, adelantó.

Los antiguos cuarteles serán parte de la estructura existente, también se traba­jará en la construcción de espacios nuevos.

“Hay cuadras y pabello­nes donde se montarán los lugares de dormitorios para hombres y otro para muje­res, en total albergará a 600 cadetes de la Policía”, resu­mió.

La segunda etapa de obras llegará con la cons­trucción del polígono de tiro subterráneo, que tam­bién tendrá lugar dentro del mencionado predio, como así también el campo de entrenamiento, entre otras áreas que están proyecta­das construir en el lugar.

Lo concreto es que así ca­detes, oficiales y suboficia­les de la Policía de Corrien­tes podrán tener un sitio de formación, entrenamiento y espacio para vivir.

“Estamos muy conten­tos por los avances de las obras, y estimamos que du­rante el año que viene po­drá comenzar a funcionar”, explicó.

Parte del predio, que fuera campo militar, ac­tualmente funciona como depósito de vehículos del Municipio, mientras que las obras de reacondiciona­miento ya dieron comienzo en el casco central del cuar­tel, donde están las deno­minadas cuadras.