Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.nortecorrientes.com/a/153316
FUE AYER AL MEDIODÍA

Robaron un espirómetro del servicio del Hospital Escuela

Ocurrió ayer a las 12. Sustraje­ron el aparato que es del tama­ño de un celular.

COR051119-014F01.JPG

Desconocidos robaron un espirómetro del Servicio de Neumonología del Hospital Escuela. Según lo que pudo confirmar este medio, apa­rentemente una persona que se encontraba en la sala de espera logró escabullirse en la zona restringida, y solo accesible a los médicos, de donde sacó el artefacto que va a dificultar la atención en los próximos días en el ser­vicio médico del nosocomio.

En contacto con este me­dio el director Asociado del centro médico, Salvador González Nadal, señaló: “A causa del robo mañana no va a haber servicio de espi­rometría”, afirmó el funcio­nario. Por el momento no se produjo ninguna detención en relación con el inciden­te. En un primer momento se puso en conocimiento al personal de Seguridad Hos­pitalaria, encargado de la custodia del edificio y que tiene una base en el lugar, que realizaron las primeras diligencias. El hecho se re­gistró ayer en horas del me­diodía presumiblemente.

Aparentemente el ladrón, en un descuido de la segu­ridad, ingresó al servicio y tomó el artefacto que es pe­queño, similar a un celular, lo puso en el bolsillo, y luego salió del lugar sin levantar sospechas. Las cámaras de seguridad del nosocomio habrían dado algunos deta­lles del ladrón, pero por el momento no se informó de ninguna detención en rela­ción con el incidente.

No son nuevos los ata­ques al Escuela o “a la salud pública” como señalaba el doctor González Nadal a fi­nes de enero pasado, cuan­do dañaron un microscopio neuroquirúrgico, valuado en cinco millones de pesos. En ese caso los atacantes ha­bían ingresado al área más restringida del hospital, al que solo tienen acceso muy pocas personas. Con un ali­cate le habían cortado los cables, lo que provocó que cuando lo trataron de en­cender explotara. Este he­cho provocó que el aparato de alta tecnología que hacía 400 microcirugías quedara fuera de servicio.

En ambos casos las ac­tuaciones sumariales están a cargo de la Comisaría Ter­cera por cuestiones de juris­dicción