Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.nortecorrientes.com/a/153382
ENTREVISTA A ALBERTO FERNÁNDEZ

La deuda con el FMI, y las condiciones del país

El mandatario electo dijo que no se puede pagar al fondo en las condi­ciones que está la economía. Fue en una charla con Rafael Correa.

COR081119-006F01.JPG

”No podemos pagar la deuda en las condiciones que está la economía ar­gentina”, afirmó el pre­sidente electo, Alberto Fernández, quien sostuvo que Mauricio Macri dejará “5 millones de pobres”, en una entrevista difundida ayer.

“El mundo tiene que en­tender que nosotros no so­mos como Macri, nosotros no mentimos. Y nosotros no podemos pagar en las condiciones que está la economía argentina”, enfa­tizó Fernández.

Lo dijo en el programa “Conversando con Correa”, que conduce el ex presi­dente ecuatoriano para Ru­sia Today, durante la cual el mandatario electo insis­tió, no obstante, en que la Argentina al final siempre pagó sus deudas.

Fernández, quien brindó esta entrevista el martes antes de regresar de Méxi­co, volvió a quejarse del rol desempeñado por el FMI en la relación con la Argentina.

“El Fondo Monetario In­ternacional le prestó a Ma­cri 57.000 millones de dóla­res, que representa el 60% de lo que tiene prestado al mundo”, recordó.

Consideró que el FMI adoptó esa decisión “para que Macri pudiera sos­tenerse” en el Gobierno. Fernández ironizó que la “campaña política más cara de la historia de la humani­dad fue la de Macri. A los argentinos nos costó 57.000 millones de dólares”.

El presidente electo ra­tificó su postura de que “el estado en el que estamos es culpa de Macri y del FMI”.

Fernández consideró que Macri “dejará 5 millones de nuevos pobres, el 40% de la población argentina debajo de la línea de pobreza”.

El líder del Frente de To­dos, que asumirá el 10 de diciembre próximo, dijo que heredará “problemas que jamás se nos ocurrió que podríamos tener”.

El futuro presidente vie­ne sosteniendo que en 2015 los compromisos de deuda representaban el 38% del Producto Bruto, mientras que en 2019 ya equivalen al 95%, que cayó fuerte tras las devaluaciones.