Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.nortecorrientes.com/a/153387
CAOS EN EL TRÁNSITO EN EL CENTRO CORRENTINO

Choque múltiple: efectivo policial sacó un arma para demorar a un conductor

El demorado provocó la co­lisión en cadena de cinco roda­dos.

tapa grande.jpg

El conductor del camión repartidor que intervino en el choque, contó que “la camioneta que venía muy rápido cuando yo venía cruzando con el camión. La camioneta chocó al primer auto y lo manda contra el otro que estaba ade­lante y ese fue contra el camión. Después el de la camioneta se subió a la vereda para irse”. Mientras tanto, el conductor del auto­móvil Volkswagen Su­rán sostuvo que “todo pasó en poco tiempo. Paramos porque te­nían el paso los de la otra calle. Pero el de la camioneta ni frenó, chocó y siguió”.

Un dúo de ciudadanos bo­naerenses que circulaban en una camioneta Volkswagen Amarok fueron demorados por la Policía al intentar es­capar luego de provocar un siniestro vial en el centro de la ciudad de Corrientes.

El hecho ocurrió a las 9.30 de ayer en la esquina de las calles Tucumán y Carlos Pe­llegrini, cuando el conduc­tor de la camioneta, circu­laba por la primera de estas calles, hacia el Sur.

En esa circunstancia, cuando llegó a la intersec­ción con Carlos Pellegrini, embistió desde atrás a un Volkswagen Gol Trend que circulaba en el mismo sen­tido y este, a su vez, a una camioneta Toyota Hilux que colisionó con un automóvil Volkswagen Surán que im­pactó la parte de atrás de un camión repartidor.

Tras el siniestro, el con­ductor de la camioneta Volkswagen Amarok, en el que iban dos hombres, abandonó el lugar. Para ello subió con el vehículo a la vereda transitó unos me­tros y avanzó en el mismo sentido y dobló en la cuadra siguiente.

Pero, según los testigos del siniestro, minutos después la misma camioneta volvió a esa esquina. Un numerario -conductor del Volkswagen Gol Trend-, que identificó el rodado y fue a dialogar con el conductor, pero este nue­vamente intentó escapar.

Ante esto el Policía sacó su arma reglamentaria y así obligó al conductor a dete­nerse, y tras esto llegaron los efectivos de la Dirección de Tránsito Municipal y efecti­vos de la Comisaría Primera.

En la camioneta circula­ban dos hombres que, según trascendió, son oriundos de la Provincia de Buenos Aires, que cuando llegó la Policía increparon a los uni­formados y reaccionaron violentamente.

Ante estas circunstancias ambos fueron esposados hasta que se les tomó decla­ración y fueron trasladados a la unidad policial intervi­niente. Se realizó el test de alcoholemia a los conducto­res de todos los rodados que intervinieron en el siniestro, en el cual resultó que uno de los ocupantes de la camio­neta tenía 1.4 gramos de al­cohol por litro de sangre.

“Veníamos del centro ma­nejando. Frenó un auto, mi amigo lo esquivó, lo chocó con la punta. Quisimos fre­nar y la gente de atrás toca­ba bocina, así que pegamos la vuelta. Si hubiésemos querido irnos, no hubiéra­mos estado dando vueltas. Y nos pararon acá como si estuvieramos vendiendo droga. Nos pararon con pis­tolas contra la pared”, relató uno de los ocupantes de la camioneta.