Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.nortecorrientes.com/a/124178

Impuestos y recursos en el debate

En cuanto a las horas empleadas para pagar impuestos al año Argentina está por encima del promedio mundial, con más de 400 horas anuales, junto con Âfrica y Sudamérica.

Pese a las informaciones recientes respecto a un repunte de la económica, los problemas estructurales siguen afectando de manera plena al sector productivo.

Ayer hubo un reclamo desde el sector más castigado de la industria, el textil, una muestra de la realidad nacional que, pese a los brotes verdes, aún dista bastante de una recuperación plena que posibilite ver la salida de la crisis en el mediano plazo. Claro está, de no mediar acciones concretas desde la conducción económica. Las empresas sufren en la Argentina una presión tributaria que más que duplica el promedio mundial, y que también supera a la de Sudamérica, lo que marca el “contexto negativo para el sector productivo en materia fiscal”, afirmó el especialista en impuestos de la consultora PwC Argentina, Ricardo Tavieres. En el cierre de la Convención Anual de la Agro Industria Textil & de Indumentaria de Argentina denominada Protextil.17, que convocó a 1.500 empresarios del sector de todo el país, el contador hizo una comparación entre lo que necesita pagar en impuestos una empresa en el país y en otros lugares del mundo. “Uno de los grandes desafíos es corregir la superposición de impuestos entre distintos distritos para hacer más fácil y liviana la carga impositiva al sector productivo”, marcó el especialista. En el panel dedicado al “Análisis sobre la competitividad y carga fiscal: el caso argentino”, el contador se refirió a la variable fiscal y su incidencia en la competitividad, exponiendo un trabajo hecho por PwC para el Banco Mundial se refiere a cuán fácil o no es pagar impuestos en distintos países. “Los sistemas tributarios fueron concebidos hace 80 años bajo el criterio de territorialidad, que hoy quedan antiguos por la globalización. En este trabajo se miden cuatro indicadores: la alícuota total de impuestos, cuántos pagos se realizan en el año, el tiempo afectado a las obligaciones y cuánto tiempo cuesta recuperar los saldos a favor”, dijo Tavieres. El informe marca que la tasa global impositiva promedio es de 40,6% y la de Argentina es 106% mientras que en América del Sur es de 52,3% y en países de la región como Brasil es del 60% y en Chile 35 por ciento. En cuanto a las horas empleadas para pagar impuestos al año, Argentina está por encima del promedio mundial, con más de 400 horas anuales, junto con África y Sudamérica. En este contexto es que el Gobierno busca una salida, y la reforma impositiva fue impuesta como un objetivo para el año que viene, aunque todavía son detalles respecto a las posibles medidas a debatir en el Congreso de la Nación. El esquema tributario aporta en gran parte los recursos nacionales, el que sostiene el sistema social (planes y asignaciones universales), y su reducción implicaría su desfinanciación. Ahora bien, de acuerdo a indicios planteados desde la conducción económica, la cuestión no parece sencilla de sortear, pero la decisión para morigerar el pago de impuestos está tomada y todo hace pensar que el año que viene, se podría comenzar con el debate. A todo esto, las provincias también van a terciar en la discusión y una prueba de ello será el encuentro por recursos de la Anses a los distritos que no transfirieron sus cajas jubilatorias a la Nación. Esta cuestión y el dilema impositivo es puesto en la mesa de negociaciones como nunca antes, en un intento de federalizar la discusión por los recursos. Y resulta positivo para la salud institucional del país. s