Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.nortecorrientes.com/a/124581
Operativo nacional para destruir estupefacientes

Incineraron más de 40.000 kilogramos de marihuana incautada en la región

Los cargamentos de cannabis habían sido secuestrados en Corrientes y Entre Ríos en el contexto de 350 causas por narcotráfico.

Cuarenta toneladas de marihuana fueron incineradas ayer en una estancia de la localidad de San Cosme, en el contexto de un operativo nacional para la desnaturalización de estupefacientes incautados. El acto tuvo lugar en la estancia “Santa Rita”, ubicada a unos 10 kilómetros de la localidad de Paso de la Patria y a 20 de San Cosme, en un predio administrado por una fuerza de seguridad nacional. La quema estuvo organizada por la Agrupación III de la Gendarmería Nacional Argentina, que recibió oficios judiciales firmados por los jueces federales de Corrientes y de Paso de los Libres, y de las ciudades entrerrianas de Paraná y Concepción del Uruguay. En el acto estuvieron presentes los magistrados Carlos Vicente Soto Dávila, titular del Juzgado Federal de Primera Instancia Nº 1, y Juan Carlos Vallejos, del Juzgado Federal de Primera Instancia Nº 2, ambos de Corrientes. En representación del Juzgado Federal de Paso de los Libres asistieron los secretarios Romina Sánchez Venguiarrutti y Pedro Peralta. En tanto, como representante del Juzgado Federal de Concepción del Uruguay asistió el secretario Penal Nº 1, José Barraza. También asistió el fiscal federal de primera instancia de Corrientes Flavio Ferrini, acompañado por funcionarios a su cargo. El traslado de la droga y la organización del proceso de incineración estuvo coordinada por la Agrupación de la Gendarmería Nacional, a cargo del comandante mayor Marco Fernández, quien explicó que “la cantidad que se incinera es aproximadamente 40 toneladas y sumada a lo incautado el año pasado rondaría el doble”. Luego remarcó: “La destrucción de estos estupefacientes nos permite sacar definitivamente de circulación sustancias que podrían llegar a la población, y dañar sobre todo a los jóvenes”. Admitió que la incautación de los estupefacientes fue resultado del trabajo mancomunado de las fuerzas en la lucha contra el narcotráfico. Explicó en este sentido que “se aunaron esfuerzos y se interactúa en recursos humanos, en logística y en inteligencia para dar respuesta a la sociedad, porque es lo que se reclama”. También participaron de la destrucción de la droga las autoridades de la Prefectura Naval Argentina, la Policía Federal, la Policía de Seguridad Aeroportuaria y la Policía de Corrientes.

Cantidad rÉcord

La quema de marihuana fue ordenada por los juzgados federales y las fiscalías de primera instancia de la región que llevan los trámites de las causas de narcotráfico por las que se realizaron las incautaciones. El juez federal Juan Carlos Vallejos explicó que “se trata de causas que en algunos casos están activas, pero se toman muestras de prueba y lo restante es destruido”. La marihuana incinerada tenía relación con 344 causas judiciales. El Juzgado de Paso de los Libres dispuso en este operativo la quema de estupefacientes relacionados con 42 causas, en las que se ordenó la incautación de 2.000 kilogramos de droga en zonas de la Ruta Nacional 14 y del centro de la provincia. En tanto, el Juzgado Federal Nº 2 de Corrientes dispuso la quema de 10.000 kilogramos de Cannabis que habían sido secuestrados en el marco de 24 causas como resultado de investigaciones por actividades de narcotráfico. Mientras que el Juzgado Federal Nº 1 de Corrientes envió para la destrucción 26.000 kilogramos de narcóticos que originaron 140 procesos judiciales. Y desde Entre Ríos los juzgados de Paraná y Concepción del Uruguay enviaron 3.000 kilogramos para la incineración. También fueron destruidos estupefacientes que están relacionados con 27 investigaciones llevadas adelante por la Fiscalía Federal de la ciudad de Corrientes. Además fueron incinerados cerca de 30 kilogramos de cocaína y 40.000 de marihuana.