Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.nortecorrientes.com/a/131975
OTRA REALIDAD

Barrios de Pie cuestiona datos del INDEC sobre la pobreza

La coordinadora de Barrios de Pie Corrientes, Silvana Lagraña, analizó los datos que dio a conocer el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), y que dan cuenta de un descenso en los índices de pobreza.

También explicó cómo realizan el Índice Barrial de Precios (IBP), qué datos pueden aportar en relación con los índices de pobreza difundidos por el INDEC, en qué consiste y en qué situación está el proyecto de ley de Emergencia Alimentaria, entre otras cosas.

pobreza en corrientes 2.jpg

POBREZA E INFLACIÓN

En base al trabajo de la organización social con chicos que tienen problemas para garantizar un plato de comida sobre la mesa, Lagraña sostuvo que el descenso de la pobreza del cuals e habla a partir de los datos difundidos por el INDEC, “no coincide con la situación que se vive en los barrios, en las villas y en los asentamientos”.

“La noticia es un hecho positivo, pero deberíamos detenernos a analizar por qué descendió, porque la preocupación pasa por saber si la tendencia va a continuar o no”, señaló la referente social, al tiempo que indicó que la postura de Barrios de Pie y el ISEPCI coincide con instituciones como la Universidad Católica Argentina UCA.

“Si se compara cómo han crecido los precios de la canasta básica total anual del 2017 en relación con el salario, vemos que los precios crecieron un 27 por ciento, y los salarios estuvieron nada más que en un 15 por ciento”, agregó.

Lagraña apuntó también un dato de la realidad: “Empezamos el año y ya vemos que aumentó la nafta, las tarifas de agua y luz, el transporte y también sabemos que los sindicatos siguen discutiendo los salarios. El Gobierno dice que la meta inflacionaria es del 15 por ciento, pero el conjunto de sindicatos sabe que la estimación está por encima. El Banco Central dijo a principio de año 15 por ciento, pasó un mes o dos y dijeron 19, y ahora dicen 20 por ciento”.

“Todos estos datos tenemos que tener en cuenta… la inflación, el crecimiento económico, los salarios y el empleo, para saber si la pobreza se va a estancar o va a seguir disminuyendo. Nosotros y otros especialistas y organismos que también hacen investigaciones dicen que no, porque la inflación no va descender”, anticipó.

También precisó: “Hay 40 por ciento de trabajadores, sobre todo mujeres, un núcleo duro, que no pueden pasar del trabajo informal precario al formal. La pobreza tiene cara de mujer, lo vivimos día a día, más allá de las estadísticas y los números… sabemos muy bien que la realidad es otra, hay muchas jefas de hogar que tienen que hacer magia prácticamente para llegar a fin de mes”.

APORTES PARA EL ISEPCI

La organización Barrios de Pie, realiza también en Corrientes el Índice Barrial de Precios (IBP), el cual consiste en un relevamiento en supermercados, comercios de barrio, carnicerías y verdulerías de los barrios. Se trata de un indicador socioeconómico, realizado de manera participativa y transparente, que tiene por objeto estimar el costo de vida en los distintos barrios del país mediante el cálculo del valor de la Canasta Básica de Alimentos (CBA).

LEY DE EMERGENCIA ALIMENTARIA

Respecto de la ley, Lagraña señaló que está ligada a otro relevamiento que es el Indicador Barrial de Situación Nutricional, una investigación-acción participativa que se realiza en comedores y está orientada a construir datos epidemiológicos de base, que permitan la detección precoz de malnutrición en niños, niñas y adolescentes de 0 a 19 años.

“Es alarmante la malnutrición en chicos con sobre peso u obesidad. Esto tiene que ver también con los ingresos de las familias y la alimentación, teniendo en cuenta que la leche, la carne, las verduras, las frutas, están caras…en los sectores más humildes se consume mucha harina u otros alimentos sustitutos”, evaluó la coordinadora de Barrios de Pie, e indicó que el año pasado, en la provincia de Corrientes, el promedio de chicos mal nutridos era superior al 40%.