Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.nortecorrientes.com/a/134377
Sagrado Corazón de Jesús

Con fe, solidaridad y alegría honraron al santo patrono de Colonia Libertad

La fiesta se realizó el viernes pasado con procesión, misa y fiesta.

Se trata de una ciudad que cuenta con poco más de 620 habitantes, según el censo realizado en 2010. Podría decirse que es una comunidad pequeña, pero a la hora de celebrar, son capaces de convocar a multitudes. Es que, la mayoría de los parajes o localidades cercanas tienen con esta tierra alguna conexión ancestral o por qué no, algún que otro pariente al que abrazar cuando ingresa a Colonia Libertad. Este pequeño espacio correntino que pertenece a la localidad de Monte Caseros y que está ubicado en la intersección de la Ruta Nacional 14 y la Provincial 25, y quizás por ello muchos curuzucuateños también lo sienten como propio. El viernes pasado, la comunidad de Colonia Libertad estuvo de fiesta y sus amables calles de tierra, su apacible paisaje, sus hogares silenciosos y sus vecinos que generalmente se ocupan de sus tareas relacionadas al campo, recibieron a sus visitantes. Fueron muchos. Y no era para menos, estaban celebrando el día del santo patrono: el Sagrado Corazón de Jesús. Poco menos de 300 personas compartieron esta festividad. Es cierto que no todos participaron de la procesión y la misa que se realizó en la remozada capilla que lleva el nombre del santo, pero sí se sumaron a los festejos finales, lo que demuestra la manera fervorosa en que custodian su fe y sus tradiciones. Unos años atrás la capilla estaba prácticamente destruida; su deterioro era evidente e incluso algunos, poco afectos a este espacio de fe, estaban haciendo estragos al llevarse materiales valiosos de esta histórica edificación. Fueron los vecinos quienes no sólo frenaron el arrebato y el deterioro realizando diferentes acciones como abrazos solidarios, pedidos de puesta en valor y demás, sino que consiguieron ser escuchados y hoy la Colonia puede mostrar orgullosa esta histórica construcción. Fue en ella donde el viernes, después de la procesión se llevó a cabo la misa que fue celebrada por el padre Diego Villalba de la parroquia Nuestra Señora del Rosario de Monte Caseros -que es la parroquia de la cual depende-. El párroco estuvo acompañado por los dos diáconos de la Colonia, Luis Fransoi y Juan Domingo Fracalossi. La principal vía de acceso a Colonia Libertad es la Ruta Nacional Nº 14. Por allí llegaron los visitantes de Santa Elena, Parada Acuña, Estación Libertad, Curuzú Cuatiá y Monte Caseros quienes además de recorrer el lugar pudieron reencontrarse con los suyos y lo hicieron en el salón Vicente Mendieta que está pegado a la capilla. Allí no sólo compartieron un locro comunitario y un asado con cuero -que se logró gracias a las donaciones recibidas-, también volvieron a compartir historias, recordaron a los que ya no están y volvieron a mirar a los ojos a quienes por la cotidianeidad de la vida hace tiempo no podían ver. Así, con la música de fondo ofrecida por varios artistas tanto locales como invitados, bailaron, rieron y disfrutaron de una bella jornada porque hacía frío -reconocieron- pero el sol los acogió con su calor y les permitió celebrar este día en familia. Porque, incluso los visitantes cuando llegan a esta comunidad, se sienten parte de ella porque esa es la especialidad de quienes la habitan: hacerte sentir como en casa. A las 17 la fiesta finalizó. Actuaron Roberto Fracalossi -quien dejó por un momento su rol de intendente para sumarse a la celebración con su música-, Raúl Alborno (de la Colonia) y Exequiel Fernández (de Curuzú Cuatiá). Antes de la despedida, explicaron los organizadores a NORTE de Corrientes, compartieron con los más pequeños un chocolate caliente y cerraron el día de festejos con la presencia del ballet Yeroky Porá, de Monte Caseros. (L.T)s