Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.nortecorrientes.com/a/140636
Cristina Iglesia

“Dobleces”, una obra que propone “ir más allá”

La autora es una figura de la literatura nacional y visitará Corrientes.

COR021118-015F01.JPG

Cristina Iglesia presentará el 8 de noviembre su último libro, “Dobleces”, en Extensión Universitaria, en Córdoba y 9 de Julio, a las 20. La escritora es además, crítica, docente e investigadora Sylvia Molloy dice de la obra: “Cristina Iglesia, con ejemplar destreza, propone un itinerario de lecturas que iluminan textos sobre los que a menudo se piensa que está todo dicho, textos que se han vuelto clásicos. Pongamos por caso ‘El matadero de Echeverría’, cuya vetusta lectura desempolvamos cuando la necesitamos: textos a los que el hábito niega la oportunidad de ser vistos con ojos nuevos. ‘Dobleces’ lucha en contra de esas lecturas consabidas, propone precisamente aquello a lo cual apunta el título. Doblez es manipulación, pliegue que acaso esconda algo; es disimulo, es acaso mera apariencia. En todo caso, el doblez es aquí desafío a indagar el más allá de esa apariencia, es invitación a descubrir lo que aparece oculto a primera vista, a apreciar las artimañas y vueltas del texto y verlo otramente. Cristina Iglesia reflexiona sobre la literatura argentina del siglo XIX, examina la institución de sus textos fundantes, se detiene en la autorrepresentación que hacen de sí sus autores y autoras. La atención prestada al género es aquí crucial, como lo atestigua su brillante lectura de Juana Manuela Gorriti, y analiza sus relaciones, sus simpatías y diferencias que los unen. El libro, por donde desfilan Florencio Varela, Juan María Gutiérrez, Echeverría, Sarmiento, la inolvidable Juana Gorriti, Mansilla y tantos más, se detiene en los intersticios, en las manipulaciones, en los inesperados contactos, en las complicidades y en los desacuerdos. No es casual que este libro comience y concluya con textos que exceden el período estudiado por la autora. Una lectura de la Autobiografía de Victoria Ocampo, notablemente de la escena de su escritura en la que se mezclan zozobra, inquietud política y necesidad de representación, se abre en este libro otra lectura de un relato de Juan José Saer, donde aparece en su sentido más literal, el doblez del mensaje la cierra. Sólo en apariencias anacrónicas, estas dos lecturas operan como fondo para la reflexión crítica y la enriquecen, dialogan con los textos precursores”.s