Para ver esta nota en internet ingrese a: http://www.nortecorrientes.com/a/140892
Mauro bonamino

“Este disco es el fiel reflejo sonoro de lo que mi abuelo buscaba transmitir”

Secundino martínez, con 84 años de edad, acaba de lanzar su quinto trabajo discográfico, al que llamó “Secu”.

El reconocido artista Secundino Martínez, oriundo de la localidad de Ituzaingó, acaba de lanzar a los 84 años de edad un disco con identidad propia, dado que a través de este trabajo permitirá conocer a la gente, composiciones que a lo largo de su vida le habían quedado pendientes, muchas de ellas son inéditas y otras que él tenía ganas de dejarlas registradas con su impronta. Para dialogar sobre “Secu” -así se llama este nuevo trabajo discográfico-, NORTE de Corrientes dialogó con su nieto, Mauro Bonamino. Al respecto, Mauro, también artista, dijo: “La idea de grabar este CD surge de la inquietud de mi abuelo de grabar algunas composiciones propias que le habían quedado pendientes, algunas de ellas inéditas y también otras que él tenía ganas de dejarlas registradas con su impronta. Si bien tiene varios discos grabados como integrante de otras formaciones, éste es su quinto trabajo como solista”, explicó emocionado con el trabajo en sus manos. Los músicos que acompañaron en esta oportunidad a Secundino Martínez -quien ejecuta el acordeón- son: Mauro Bonamino (acordeón), Samuel Rodríguez (guitarra), Juan “Leri” Duarte (contrabajo), Víctor Benítez (primera voz) y José Benítez (segunda voz). El disco, cabe destacar, fue grabado, mezclado y masterizado por Marcelo Kuczek, en los estudios “Tierra Soñada”, de la ciudad de Posadas, Misiones. Se trata de una producción artística realizada de manera conjunta por Secundino Martínez y su nieto. “‘Secu’ -el nuevo CD- tiene un gran significado para él, ya que el trabajo logrado es sobre todo un fiel reflejo del concepto sonoro que él buscaba. Poder grabar todos juntos en una misma sala como si estuviéramos en una musiqueada en un patio le terminó de dar ese toque de frescura de lo que él buscaba compartir con el público”, dijo Mauro a este medio. También -agregó-, uno de sus objetivos era dejar registrados algunos temas de su autoría que hasta antes de editar este CD eran inéditos, y otros que eran de su autoría pero que fueron grabados por otros artistas”. Algunas de esas obras son “Paraje Libertad”, “Amanecer Correntino”, “Mi florcita”, “Tu distancia”, “Recordando a Ituzaingó”, entre otras. El disco también incluye temas de Emilio Chamorro, Tránsito Cocomarola, Eustaquio Miño y Líder Rodríguez. Lo que recalcó el acordeonista es que, “para todo esto fue necesario armar un equipo de personas que puedan poner la creatividad y el criterio pertinente para lograr una imagen cuidada de una persona de 84 años con ganas de llevar adelante una nueva producción, y para ello convocamos a Guillermo Billordo, quien estuvo a cargo de la fotografía, y a Johana Mieronchuk en el diseño gráfico”. Cabe destacar que Secundino Martínez formó y forma parte fundamental en la construcción del género convirtiéndose en referente ineludible a la hora de hablar de chamamé. Cada uno con su impronta, sus cadencias, sus experiencias y sus paisajes, ha dejado una estela en la eternidad del universo chamamecero. Cabe destacar que pese a todo el trabajo realizado, con 81 años fue la primera vez que pudo pisar el “Osvaldo Sosa Cordero”, en el marco de la Fiesta Nacional del Chamamé como artista solista, ya que en ocasiones anteriores estuvo presente junto a la Orquesta Folclórica de Ituzaingó, dirigida por el recordado Julio Lohrmann, e integrando el Cuarteto Regional Paraná. Cuando se habla de Secundino Martínez no se puede dejar de mencionar, por ejemplo, que fue partícipe junto a otros artistas de una etapa maravillosa del crecimiento del chamamé, compartiendo la música con Mauricio Valenzuela, Adolfo Barboza, Isaco Abitbol, Pirca Rojas, Ramón Méndez, entre otros. Fue en ese momento que la experiencia y la juventud se unieron en un mismo escenario más allá de las horas de charlas y la vida musical compartida entre ambos. Pero, sobre este escenario y en los que siguió recorriendo -también estuvo en el teatro Juan de Vera-, Secundino Martínez se presentó como solista, pero lo hizo con un gran conjunto musiquero que estuvo a su lado en cada una de estas ocasiones. Sin lugar a dudas el chamamé permitió una vez más que el público amante de este género musical conozca y reconozca en la figura de Secundino Martínez, a los hombres que gestaron esta música. Los artistas que durante muchas décadas defendieron con pasión y transmitieron en silencio este arte. A tal punto es así, que hoy su nieto, Mauro Bonamino, es uno de los artistas más reconocidos del género no sólo en Corrientes sino a nivel nacional e internacional. Eso tiene que ver con la influencia de sus raíces, algo que el joven chamamecero no deja de reconocer. De esta manera y a través de este nuevo trabajo, el artista de Ituzaingó tiene una nueva carta de presentación. s