Chaco Corrientes SoyNorte Club
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.nortecorrientes.com/a/112996

Mortalidad infantil: bajó en el distrito de Macri y sigue alta en la de su aliado

La estadística revelada por Norte de Corrientes en diciembre pasado, ayer se conoció en el país. Corrientes es la que más muertes registra.

Las agencias noticiosas del país, se hicieron eco ayer de una información dada a conocer semanas atrás por NORTE de Corrientes, la baja en los índices nacionales de mortalidad infantil. Una buena noticia que posiciona a la Argentina a los estándares internacionales de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), en ese marco el distrito que más redujo la muerte de recién nacidos es el de la Capital Federal. La ciudad autónoma de Buenos Aires fue gobernada hasta el pasado 10 de diciembre de 2015 por el actual presidente Mauricio Macri. Sin embargo, su aliado en Corrientes no pudo remontar esos fatídicos números que exhiben un drama social profundo para una administración de un mismo color político con más de una década en el poder. La estadística dada a conocer, como lo reveló este diario a comienzos de diciembre pasado, indica: la tasa de mortalidad infantil en Argentina, es decir la cantidad de niños menores de un año fallecidos por cada 1.000 nacidos vivos, descendió a un dígito en 2015 por primera vez en 25 años, al ubicarse en 9,7, según las Estadísticas Vitales 2015 publicadas por el Ministerio de Salud de la Nación. Este indicador nacional, que viene en franco descenso al menos desde 1990, se había ubicado en 10,6 en la anterior medición, correspondiente a 2014. El distrito con el mejor desempeño fue la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, donde la mortalidad infantil fue de sólo 6,4 por cada 10 mil nacidos vivos, seguido por la provincia de Chubut (6,9) y Tierra del Fuego (7,6). En tanto, las peores cifras correspondieron a las provincias de Corrientes (14,5), Formosa (12,6) y Tucumán (12,4).

Corrientes, arriba

Corrientes tiene un doble (lamentable) récord tiene la tasa más alta de mortalidad infantil (niños de hasta un año) y también en mortalidad neonatal (los niños de hasta un mes), en este último segmento el cuadro es todavía más complejo pues es el único distrito de la Argentina que está por arriba de los dos dígitos: 10,9 por cada mil nacidos vivos. Las vecinas Chaco y Formosa lograron reducir considerablemente sus tasas de mortalidad y se ubican ahora dentro de un rango razonable, Corrientes sigue arriba. La estadística además está relacionada con lo ocurrido en el hospital Zonal de Goya donde se produjo la muerte de un niño de 6 años a quien diagnosticaron neumonía viral y no pudo recibir la atención adecuada por falta de equipamiento. No había respiradores pediátricos disponibles. Según el informe de Salud de la Nación correspondiente al año 2014, Goya exhibía una de las tasas de mortalidad infantil más alta del país. De hecho era la más alta de Corrientes: alcanzaba el 20,2 por cada mil nacidos vivos. En Quitilipi, en El Impenetrable chaqueño, la tasa era de 21,2. Después le seguía Goya y tercera se ubicaba Patino (en Formosa) con una tasa de 20 muertos por cada mil nacidos vivos. Aunque todavía se desconocen los números de cada localidad del año 2015 (solamente se informó por provincias) es poco probable que Goya haya mejorado sustancialmente su situación, atendiendo justamente al hecho de que Corrientes es desde hace tres años la peor de todas. En diciembre pasado cuando este diario reveló estas estadísticas, el ministro de Salud provincial, Ricardo Cardozo, descalificó a NORTE de Corrientes. Qué dirá ahora que los mismos números fueron revelados por el Gobierno del que la gestión que integra es aliada.s