Chaco Corrientes SoyNorte Club
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.nortecorrientes.com/a/161315

Emergencia y un debate existencial

La reactivación económica no es posible si no se controla la pandemia, alertaron desde la Organización Panamericana de la Salud.

La Comisión Económica de la ONU para América Latina y el Caribe (Cepal) y la Organización Panamericana de la Salud (OPS) advirtieron que no se puede hablar de reactivación económica mientras no se controle la pandemia” de coronavirus que asuela al continente americano, que es hoy el foco de la emergencia sanitaria a nivel planetario. Aunque en Asia y Europa se produjeron en los últimos días rebrotes de la enfermedad, lo que hizo encender luces de alerta y obligó a las autoridades a reforzar las medidas de bioseguridad, en este momento el cuadro más grave se registra en Estados Unidos y en un puñado de naciones de Sudamérica. Argentina, que tiene un debate existencial irresuelto entre salud y economía, se encuentra en un segundo lote de distritos complicados, en la primera línea están Brasil y Chile que son justamente los de mejor posición económica. También la han pasado muy mal (y siguen así) Perú y Ecuador; idéntico diagnóstico para México que se ubica en Centroamérica.

“No podemos hablar de apertura económica hasta que la curva de contagios sea controlada y sin un plan claro, que evite el repunte de esos contagios a partir del testeo, la trazabilidad y el confinamiento”, sostuvo la secretaria de la Cepal, Alicia Bárcena. En tanto, la titular de OPS, Clarissa Etienne, afirmó que “los países deben evitar pensar que deben escoger entre la reapertura de las economías y la protección de la salud y el bienestar de sus pueblos: es falsa la opción entre salud y la reapertura de la economía”.

La declaración en conjunto a través de un encuentro virtual, que se produjo en las últimas horas, da respaldo a la postura que viene sosteniendo el gobierno del Alberto Fernández respecto de la necesidad de mantener con rigidez la cuarentena para combatir la pandemia de coronavirus. Justamente ayer, el Presidente dio el noveno anuncio en 135 días de operativo sanitario, ahora el plan (tal como se viene cumpliendo en Buenos Aires) se extiende hasta el 16 de agosto es decir dos semanas más.

Ya sea por coincidencia o porque hay vasos comunicantes, el hecho es que los organismos internacionales abonan el mensaje de la Casa Rosada respecto de la prioridad, salud sobre economía.

El reporte conjunto de ambos organismos, denominado justamente “Salud y Economía”, alertó que a fines de 2020 habrá “más que una década perdida”, con niveles de pobreza que retrocederán hasta niveles de 14 años, y propone un enfoque de tres fases, que incluyen la adopción de políticas de salud, económicas, sociales y productivas dirigidas a controlar y mitigar los efectos de la pandemia; reactivar con protección y prever la reconstrucción de manera sostenible e inclusiva.

Clarisa Etienne insistió en que “la actividad económica plena no puede reanudarse a menos que controlemos el virus: hacer lo contrario pone en riesgo la vida de las personas y amplía la incertidumbre de la pandemia”, por lo que “la salud debe ser un requisito previo a la reapertura de la economía”. Por su parte, Bárcena señaló que “las medidas sanitarias dirigidas a controlar la pandemia, entre ellas la cuarentena y el distanciamiento, deben articularse con las medidas sociales y económicas dirigidas a atenuar los efectos de la crisis”, en el marco de una caída del PBI anual proyectada en 9,1%.

Un estudio de la Cepal-OPS estima que este año cerrarán 2,7 millones de empresas formales y la pobreza llegará a 37,3% de la población latinoamericana y del Caribe, 231 millones de personas con 98% en pobreza extrema y una desocupación del 13,5% (44 millones) en la peor crisis regional de la historia. También alerta sobre el aumento de la desigualdad, en especial en la Argentina, Ecuador y Perú.s