Chaco Corrientes SoyNorte Club
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.nortecorrientes.com/a/163577
DARÍO Z

“Es difícil pensar que esta realidad termine como si fuese una película”

En este día a día hay nuevas rituali­dades, reacciones muy diferentes. Sztajnszrajber analiza las emocio­nes en tiempos de COVID-19.

COR171020-019F02.JPG

Para Darío Sztajnszrajber hay una ilusión que con­duce a pensar que existirá un momento en el que este presente atravesado por la pandemia finalice y nos lle­ve a habitar el mundo tal y como lo hacíamos en febrero de 2020, y sostiene que “es difícil pensar la finalización de todo este acontecimiento como si fuese que terminó una película, dejamos los po­choclos y volvemos a la vida cotidiana”.

—¿Este tiempo impone la resignificación de nuevas formas de ritualizar desde los duelos hasta la manifes­tación popular?

—No me cabe duda. En ese espacio que podemos lla­mar “construcción de nuevas ritualidades” hay reacciones muy diferentes. Está claro que en términos políticos hay una compulsa muy im­portante por ver por dónde pasan los nuevos ritos pero se fueron acomodando en otros aspectos. Uno piensa en lo vincular, en lo afectivo, en lo escolar y efectivamente estamos en el medio de un proceso que habrá que ad­mitir que va a quedar. Hay todavía una ilusión de que esto termine y de que volva­mos todos a febrero del 2020 a vivir la vida que vivíamos antes y tal vez, lo planteo como hipótesis, allí radica lo imposible, que es que no se va a volver a ningún lugar anterior, más allá de la ro­mantización que se hace de febrero del 2020, como si en ese momento todo funciona­ra bárbaro.

Me parece difícil pensar la finalización de todo este acontecimiento como si fue­se que terminó una película, dejamos los pochoclos y vol­vemos a la vida cotidiana. Esta es la nueva cotidianei­dad y de lo que se trata es de ver cómo la seguimos resig­nificando y que gracias a la acción concreta de la cien­cia podemos ir reapropián­donos de nuestra libertad, que es donde más nos pega. Nuestra libertad en términos políticos pero también sani­tarios.

—Decís que hablar de amor es hablar de poder. ¿Cómo pensás que se re­configura esa conjunción hoy?

—Hay dos espacios a re­pensar: qué pasa con las re­laciones ya existentes y qué pasa con las nuevas posibi­lidades de vínculos, con las parejas nuevas. En ambos ca­sos hay una zozobra impor­tante. Para los que conviven no es lo mismo la conviven­cia cotidiana en sociedades de la producción que hacen que las personas salgan a trabajar y se reencuentren a la nochecita o a la mañana, donde se reactualiza el de­seo gracias a que salís de tu casa extrañás y volvés, que esta situación donde tenés al otro, en tanto otro, en la ple­nitud de su despliegue per­manente. No estoy diciendo que necesariamente las rela­ciones tengan que explotar, te diría al revés: en el algún punto se juega todo de modo más genuino, no hay dispo­sitivos como el de la salida 

El Ministerio de Cul­tura abrió ayer la ins­cripción para Fortale­cer Cultura, un apoyo económico individual para trabajadores del sector que consistirá en tres cuotas de hasta 15.000 por los meses de octubre, noviembre y diciembre.

Los interesados pue­den inscribirse hasta el 22 de octubre en www .cultura.gob.ar y, según informaron me­diante un comunicado de la cartera que con­duce Tristán Bauer, la iniciativa busca pro­fundizar la serie de medidas que se vienen implementando para mitigar los efectos del covid-19 en el sector.

Por ello, explicaron que quienes hayan obtenido el beneficio de la beca Sostener Cultura II y conti­núen en situación de vulnerabilidad so­cioeconómica deberán simplemente validar mediante declaración jurada la postulación realizada para la beca.

Asimismo, aclararon que no podrán recibir el apoyo económico los trabajadores de la administración públi­ca, beneficiarios del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE), del ATP, u otros beneficios sociales. Para obtener más información so­bre esta política los in­teresados pueden con­sultar en: fortalecer @cultura.gob.ar.