Chaco Corrientes SoyNorte Club
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.nortecorrientes.com/a/163603
EL ACTO POR EL 17 DE OCUTUBRE EN LA CGT

Faltó Cristina Kirchner y el PJ no lo proclamó, Fernández habla de unidad

El presidente fue el único orador. Discurso evocativo para disimular la grieta interna. Pese a la pandemia, las calles inundadas de militancia.

A F 17 OCTUBRE.jpg

El presidente Alber­to Fernández encabezó el acto central por el Día de la Lealtad, que rememora la movilización del 17 de oc­tubre de 1945, y celebró que sea el peronismo el que está gobernando en medio de la pandemia. Mientras decía esto las calles de la Capital Federal desbordaban de mi­litantes peronistas que que­braron todos los protocolos sanitarios para hacer una demostración de fuerza en respuesta a los banderazos opositores que ha sufrido el gobierno del Frente de To­dos. Las autoridades, esta vez, pasaron por alto las contravenciones y no hubo críticas. 

Fernández fue el único orador de una ceremonia que se realizó en el salón Fe­lipe Vallese de la sede de la CGT al que ingresaron solo una veintena de funciona­rios, sindicalistas y dirigen­tes políticos para preservar la distancia social requerida en la pandemia. El soporte de internet que debía ampli­ficar el acto tuvo problemas (dicen que sufrió un ataque) y el programa no llegó a la platea virtual. No se perdie­ron de mucho, el acto no tuvo picos sobresalientes, lo importante fue la moviliza­ción de la gente. 

El hecho es que el Parti­do Justicialista no proclamó a Fernández como futuro presidente partidario, tal como se había anticipado, y la dueña de los votos que lo llevaron a la Casa Rosada, la vicepresidenta Cristina Elisabet Fernández de Kir­chner no asistió a la CGT. Ni siquiera hizo mención en la única participación de la jor­nada en las redes sociales. 

La celebración del Día de la Lealtad dejó de manifies­to que hay grietas dentro del peronismo y de la coalición del Frente de Todos, tam­bién en la CGT.

Así las cosas el jefe de Es­tado brindó un discurso en el que repasó la historia del 17 de octubre de 1945, trazó paralelismos con la actuali­dad y, tras varias menciones a la pandemia, afirmó: “Me­nos mal que le tocó al pero­nismo gobernar en este mo­mento”. El Presidente buscó separar el acto -que incluyó una masiva caravana orga­nizada por la CGT a Plaza de Mayo- de las marchas de la oposición y señaló: “Decían que este es el acto anti ban­derazo. Sepan que acá no hay odios ni rencores, lo que hay es ganas de poner a la Argentina de pie de una vez y para siempre”.

En su repaso histórico so­bre el movimiento fundado por Juan Domingo Perón, Fernández sostuvo “vamos a terminar con esa Argenti­na del odio, vamos a cons­truir otro país con todos y todas, con los que piensan como nosotros y los que tienen diferencias con no­sotros. Porque creemos en la diversidad”. En esa línea, el mandatario sostuvo que “Perón cuando pensó aquel 17 de octubre no pensó en una Argentina de clases sino en una Argentina integrada y siempre pensó en que los que invierten se unan a los que trabajan, que los que dan empleo se unan a sus empleados y siempre pro­movió el desarrollo de la in­dustria argentina sobre esa base”.

Por otra parte, destacó el rol de los gobernadores, de los dirigentes sindicales y de la vicepresidenta Cristina Kirchner, a quien también mencionó en su discurso junto al ex presidente Nés­tor Kirchner. “El mundo nos exige más que nunca es­tar unidos, porque la crisis mundial no ha terminado”, señaló el Presidente y agre­gó: “El virus avanza pero no nos derrota, porque estamos de pie y finalmente haremos todo lo que haga falta para que la Argentina se recons­truya”.

En esa línea se cuidó de nombrar a todos los inte­grantes de la coalición, para que nadie se sienta exclui­do, fue al señalar: “En la Argentina millones recla­man otro lugar, otro futuro, un país que los integre y no los deje de lado. Vamos a construirlo, vamos a hacer­lo con Cristina, con Sergio (Massa), con Máximo (Kir­chner), con Héctor (Daer), con Hugo (Moyano), con todos y con todas, con cada gobernador”.s

La mirada en otro lado 

La vicepresidenta Cristi­na Fernández Kirchner no asistió al acto organizado en la CGT, pero además ni siquiera saludó su realiza­ción. Indiferente al aconte­cimiento (al menos hasta el cierre de esta edición), su evocación del 17 de Octu­bre, fecha fundacional del peronismo, tuvo otra mira­da.

El mensaje que difundió a través de las redes sociales, fue una frase (con varias lecturas) que acompaña a una foto de Néstor Kirchner saludando con las manos en alto en un multitudina­rio acto. “Que la lealtad a las convicciones, al pueblo y a la Patria sigan inalterables en tiempos de pandemia. Con la misma pasión y el amor de siempre”, escribió la vicepresidenta en Twit­ter.

Pese a que en la previa ha­bía cierta expectativa, la au­sencia de la Vicepresidenta se hizo notoria en la sede cegetista, un reducto que no le causa simpatía. En el oficialismo aseguraban que Cristina no suele acudir a este tipo de actos de la CGT. Participó de un acto de la central obrera en River con Néstor Kirchner en 2010. A la sede de Azopardo fue en 2008, también acompa­ñada por el expresidente. “Cristina siempre está”, dijo Alberto Fernández a los periodistas a la salida del evento y subrayó: “Fue un acto organizado por la CGT y los gobernadores para que el Presidente lo cierre. Así tiene que ser leído”