Chaco Corrientes SoyNorte Club
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.nortecorrientes.com/a/167618
EMPATARON SIN GOLES EN EL MONUMENTAL

River lo intentó de mil maneras, pero no pudo quebrar nunca a Racing

Los de Pizzi jugaron más de media hora con uno menos, pero el equipo de Gallardo no pudo llegar al gol y se fue masticando bronca.

River Plate buscó e inten­tó, pero no pudo quebrar la resistencia de Racing en el empate sin goles por la sép­tima fecha de la zona 1 de la Copa de la Liga Profesional de Fútbol que lo mantiene afuera de los cuatro prime­ros.

El equipo de Avellaneda jugó gran parte del segundo tiempo con 10 jugadores en el Monumental por la expul­sión del lateral derecho Juan José Cáceres.

River alcanzó los 11 pun­tos, acumuló el segundo partido sin triunfos como local, mientras que Racing llegó a las 12 unidades y cor­tó una racha de tres victorias consecutivas.

Racing tomó nota (al pie de la letra) de lo acontecido en la Supercopa Argentina cuando River hizo lo que quiso con un 5-0 lapidario.

El equipo de Pizzi le cor­tó los caminos a River con mucha atención sobre los laterales (Milton Casco y Alex Vigo en las marcas de Fabricio Domínguez y To­más Chancalay) y una cohe­sión total entre defensores y volantes para no dejar espa­cios.

A River le faltó el pase justo y milimétrico para profundizar en ataque. Se rodeó de paciencia para correr la pelota de lado a lado en bus­ca de Rafael Santos Borré (siguen llegando ofertas im­portantes como las de Gre­mio, de Brasil, por su pase), Matías Suárez y Julián Álva­rez en un primer tiempo que solo tuvo como jugada de peligro el pase largo de Enzo Pérez para Vigo que despe­jó Chancalay. Racing solo se valió de Enzo Copetti, de esfuerzo descomunal, como referencia de ataque.

Matías Suárez mejoró su producción para el segundo tiempo y provocó la expul­sión de Cáceres, pero esto no cambió el eje de Racing. Pizzi rearmó la defensa y continuó con el plan de no dejar jugar a River.

Marcelo Gallardo movió el banco con el ingreso de Agustín Fontana, quien tuvo la más clara del partido en el mano a mano ante Gabriel Arias, al minuto del ingreso del ex Banfield.

Racing acusó cansancio y las modificaciones mantu­vieron la idea de no regalar nada.

Jorge Carrascal ingre­só por Agustín Palavecino, quien no tuvo incidencia en el segundo tiempo, pero el colombiano tampoco fue la solución. Su mejor aporte resultó la ejecución de un tiro libre que pasó muy cerca del segundo palo de Arias a falta de 15’.

River insistió hasta el fi­nal ante un Racing que con el correr del tiempo abrazó la igualdad y estuvo cerca de un premio enorme en la contra que Maximiliano Lo­vera no supo resolver.

El Millonario se retiró de la cancha con la sensación de haber intentado todo, aunque desde el juego estu­vo muy lejos de otras noches gloriosas como la del sábado pasado en Mendoza con el 6-1 ante Godoy Cruz.

Racing hizo lo que tenía que hacer, consciente de la diferencia entre uno y otro, con la lección aprendida de la Supercopa Argentina. Además, con el empate con­tinúa por delante de River en el torneo.s