Chaco Corrientes SoyNorte Club
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.nortecorrientes.com/a/171475
EDITH MARTÍNEZ

“Me reencontré con un muro y volví a soñar con el arte y sus formas”

La artista contó a Norte de Corrien­tes su experiencia de regresar a trabajar, de intervenir paredes y las obras que realizó en pandemia.

Después de poco más de un año de inactividad cul­tural, “hace dos meses pude salir y ponerme frente a un muro y soñar con una obra de arte”, dijo a NORTE de Corrientes la reconocida artista, Edith Martínez. El primer trabajo realizado fue en la Costanera Sur con José Kura un mural en homenaje a Jorge Romero, y después fue convocada por el intendente Eduardo Tassano para for­mar parte del equipo de José Kura para restaurar la obra del Vía Crucis que está ubica­do frente del cementerio San Juan Bautista.

Una vez que regresó al ruedo fue invitada por el subsecretario de Cultura mu­nicipal, José Sanz, para parti­cipar del Segundo Encuentro Cultural Regional del Gran Corrientes que se realizó bajo el título “Abrazando el Para­ná” y que se llevó adelante en Paso de la Patria donde pudo exponer sus obras con el nombre de “Corrientes ciu­dad de los murales”.

Según comentó la artista, fue muy difícil sobrellevar el tiempo de pandemia como para todos los artistas. “Por suerte me pude reinventar, haciendo restauraciones de imágenes en yeso y algunos otros trabajos como también reciclados solo en mi taller y gracias al lugar que nos dio un importante bar capita­lino para exponer nuestras obra”, dijo y comentó que le reconfortó la respuesta de la gente que apoyó su trabajo lo que se vio materializado en la venta de los productos. “Y ahora, gracias a que se activó la presencialidad escolar me convocaron para un mural en la escuela técnica Pedro Ferré y también fui invitada para una muestra virtual en la Facultad de Agronomía”, agregó.

Ahora está terminando de preparar una muestra en casa Iberá junto con sus cole­gas Mónica Arzani y Mónica Nuñes; trabajo que será inau­gurado el sábado 18 de sep­tiembre y también “estamos preparando el proyecto de otra muestra muy importan­te para mí”, dijo sin adelantar muchos detalles. 

Las obras de la artista se presentan en una caja de ma­deras que están hechas con los mismos materiales de los murales de la ciudad, algunos con la técnica de esgrafiado otro con volumen e interven­ciones y también trabajos en trencadis es decir; (cerámi­cos partido). Los inicios ar­tísticos fueron con su padre, quien hacía maceta con figu­ras y “eso a mí me gustaba y lo seguía y después empecé a jugar con maderas”, dijo y agregó “un día una amiga me dijo si me gustaría traba­jar con José Kura y no dudé pero fui con temor. Pese a eso puedo decir que hace más de 20 años que estoy al lado de él porque no era solo trabajar si no también era aprender, hacer cursos y talleres pero principalmente tuve la suerte de encontrar en él a un ami­go, maestro y guía artística”, comentó. 

Por otro lado, dijo que to­das las obras que hizo en su taller nunca pensó en llevarlas a una muestra y al hacerlo, fue una importante caricia al alma. En principio las vendía por comentarios de boca en boca, y un día del año 2018 el nuevo director de Cultura, Martín Romero, me pidió conocer mi trabajo y “me empujó a que la socie­dad también pueda disfrutar de ellos. Así fue que expuse en una primera muestra en la sala Adolfo Mors y con él me embarqué en el proyecto de la feria que hacíamos en Plaza Italia; donde tuve mi primera venta”, comentó or­gullosa. También participó del gran encuentro de muje­res que tantas satisfacciones le trajo.

La posibilidad de regresar al trabajo después de tanto tiempo de distanciamiento con el arte urbano, le dio a la artista un ritmo diferente pero además, la oportunidad de reencontrarse con hace­dores que le permitieron y le permiten crecer. “Ahora sí, lo que puedo decir es que la po­sibilidad de crear y trabajar desde casa me ayudó a so­portar los peores momentos de la covid-19”, finalizó

Notas Relacionadas