Chaco Corrientes SoyNorte Club
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.nortecorrientes.com/a/174432

Un activo en riesgo permanente

Crece la preocupación de los usuarios por el uso de datos personales de parte de las empresas. 
La tómbola que organizó el diputado nacional Javier Milei con su salario como legislador puso sobre el tapete no sólo un debate -que sigue abierto- respecto de la cuestión ética en el uso (o abuso) de los fondos públicos sino también dejó al desnudo un problema grave y cada vez más creciente que es el negocio de los datos personales. Con independencia de la discusión que ha generado la iniciativa del diputado de extracción liberal de rifar el dinero o al menos una parte de todo el dinero que embolsa por su cargo en el Congreso, surgió una preocupación por el tráfico de información personal de cientos de miles de argentinos que se inscribieron para el sorteo. Al final el número de aspirantes fue superior a un millón. Un padrón más grande que el de la provincia de Corrientes. Vale la comparación para dimensionar el valor del material. 
Resulta que para poder participar del sorteo, los aspirantes debían entrar a una página web y dejar allí una serie de datos personales. Se advirtió en su momento el riesgo que ello implicaba y este diario dio cuenta de esa situación. Una vez cumplido el sorteo (con un simpatizante kirchnerista como ganador) trascendió que el listado fue birlado por piratas informáticos, quienes lo pusieron a la venta. Desde el partido Libertad Avanza, el espacio de Milei, desmintieron la especie y lo definieron como un intento de estafa de algunos pillos. Aseguran que la base de datos está bien protegida.
Como sea, la realidad es que mucha gente, concretamente un millón de argentinos, ha entregado gratuitamente información personal que es sensible. 
Justamente sobre uno de los aspectos que más se alerta a la comunidad refiere al cuidado con la divulgación de datos personales. Es que los hackers están al acecho. 
Un relevamiento de una consultora privada sostiene que el 56% de las personas encuestadas a nivel global están preocupadas por el uso de sus datos que hacen las soluciones de inteligencia artificial y la toma de decisiones automatizada. Otro de los inconvenientes detectados es que los usuarios consideran que no pueden proteger adecuadamente sus datos, principalmente porque no existen precisiones sobre lo que las empresas acopian y hacen con esa información, según un estudio de privacidad realizado por la empresa Cisco. 
Hoy (28 de enero) es el día Día Internacional de la Protección de Datos Personales, por el aniversario de la aprobación en Europa del convenio 108, al cual adhirió la Argentina. El Estudio sobre la Privacidad de los Datos en 2022 de Cisco relevó la opinión de 4.900 profesionales de 27 países.
Desde la empresa argentina VU Security destacaron que en el primer semestre del año 2021 se registraron tantos ataques a la seguridad como en el curso de 2020 y que en el país se verificó un incremento del 70% de casos de delitos informáticos entre el 2019 y el 2020. 
El incremento "equivale a todos los delitos cometidos en los 5 años anteriores a la pandemia", señaló la firma. En Argentina rige la Ley de Protección de Datos Personales Nº 25326, que resguarda a las personas para que sus datos no sean utilizados sin su consentimiento, habilita solicitar la localización de estos en bases de datos públicas y privadas, actualizarlos, borrarlos o mantenerlos confidenciales. 
La masificación de la digitalización requiere de medidas que alineen a todos los sectores, pero es primordial contar con programas de educación y concientización que sean gratuitos y federales. Desde la empresa remarcaron que "los datos son un activo" y corresponde cuidarlos.
Los ataques a bases de datos a nivel global contra redes corporativas aumentaron en un asombroso 50% con respecto al año anterior. Sino, que lo diga la Justicia del Chaco.