Chaco Corrientes SoyNorte Club
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.nortecorrientes.com/a/176020
MARCADA DISPARIDAD EN CORRIENTES

Las mujeres también relegadas en el Ejecutivo y en la Justicia

Hay sólo dos mujeres en el gabinete provincial y una en el municipal. En el Superior Tribunal no hay presen­cia femenina hace tiempo

A caballo del tratamiento de un proyecto de ley para garantizar la paridad en la Legislatura correntina -que recibió media sanción de Diputados- asomó también un reclamo para extender la equidad en los gabinetes del Poder Ejecutivo a nivel provincial y municipal, y en la recoleta esfera de de­cisión en el Poder Judicial. Esto obligó a una mirada periodística sobre la pre­sencia femenina en esos espacios y la conclusión es que las mujeres allí tam­bién están relegadas. 

Corrientes no es la ex­cepción, sucede lo mismo en muchas provincias. De hecho, sólo hay dos go­bernadoras (la rionegrina Arabela Carreras y la san­tacruceña Alicia Kirchner) en el país. 

En el Gabinete del presi­dente Alberto Fernández la paridad de género es puro discurso. Comenzó con tres, ahora sólo queda una, justamente en el Ministerio de Género. 

En el caso de Corrientes la proporción no es mejor, la primera línea del equi­po del gobernador radical Gustavo Valdés muestra una mínima representa­ción femenina: en el Minis­terio de Educación, Práxe­des López, y en el Minis­terio de Industria, Trabajo y Comercio, Mariel Gabur. Mejoró respecto del man­dato anterior, ahora son 14 carteras y en 2 hay mujeres. En el primer mandato eran puros varones, salvo Susa­na Benítez en Educación. 

Su antecesor y padrino político, Horacio Ricardo Colombi, tampoco se des­tacó por darles lugar a las mujeres, se las recuerda a la contadora Estela Robai­na, a Inés Presman y Su­sana Benítez en distintas etapas. Bastante poco para 12 años de gobierno. 

El intendente radical Eduardo Tassano sigue la misma línea, incluso lue­go de ser reelecto, apenas una mujer en su gabinete. Los antecesores, de extrac­ción kirchnerista, Carlos Mauricio Espínola -2009 a 2013- y Roberto Fabián Ríos -2013 a 2017- tampo­co se destacaron por la pa­ridad; el ex medallista no tuvo ninguna mujer en las Secretarías; el ingeniero apenas dos, Irma Pacayut y Nancy Sand. 

A favor de Ríos, integró la única formula mixta desde los tiempos de Nora Nazar y Carlos Alonso -2001 a 2005-. El hiperkirchneris­ta, que ahora está en Ya­cyretá, tuvo como compa­ñera de fórmula a la liberal Any Pereyra, hoy diputada provincial e integrante del conglomerado de ECO.

En la cúpula de la Justicia provincial, la accesibilidad a las mujeres está vedada hace mucho tiempo. La úl­tima vez que hubo presencia femeni­na en el Superior Tribunal fue con la doctora Inés Fa­galde de Duhalde, cuyo pliego fue propuesto por el entonces gobernador Raúl "Tato" Romero Feris. Desde aquel entonces -dé­cada de los años ‘90- las mujeres pasaron por el Su­perior Tribunal únicamen­te en calidad de suplentes. Quizás con el impulso que ha tomado la Legislatura para abordar la paridad, el ejemplo se replique en los otros poderes del Es-tado. 

Disparidad en tribunales

Lo que sucede en el Po­der Judicial de la provincia de Corrientes es llamativo, buena parte de la estructu­ra de personal está integra­da por mujeres, que repre­sentan aproximadamente el 60% de la plantilla de personal, sin embargo los cargos superiores en la ad­ministración de Justicia la presencia femenina está raleada. Es decir, en las dis­tintas Cámaras y en el Su­perior Tribunal de Justicia, el máximo órgano jurisdic­cional, las mujeres corren en desventaja con los varo­nes.

No obstante, correspon­de decir que hay muchas magistradas, quizás en una proporción mayor que en otras provincias. Lo mismo sucede en el Ministerio Pú­blico que cobija a las fisca­lías y las defensorías.

Sin embargo en el Su­perior Tribunal son todos hombres, la última vez que hubo una mujer fue en la década de los ‘90 con Ali­cia Fagalde de Duhalde que incluso llegó a presidir el cuerpo

Temas en esta nota

Paridad