Chaco Corrientes SoyNorte Club
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.nortecorrientes.com/a/177638
INCONVENIENTES SOBRE LA RUTA 12 POR SOCAVAMIENTOS

Pedido de obras para evitar problemas con alcantarillas

La iniciativa aprobada en diputados está dirigida a Viali­dad Nacional.

Se aprobó ayer en la Cá­mara de Diputados de la Provincia, una iniciativa que solicita a Vialidad Nacional la elaboración y ejecución de un paquete de obras planifi­cadas con el fin de prevenir los daños que pudieran sur­gir como consecuencia del clima en los puentes y alcan­tarillas ubicados a lo largo de la Ruta Nacional Nº 12, en particular en el tramo que comprende a las localidades de Itatí hasta Ituzaingó.

El antecedente más cerca­no en el tiempo, ocurrió en abril pasado cuando se soca­vó parte del terraplén sobre el que se asienta uno de los pilares de la alcantarilla ubi­cada a la altura del Km 1197 en cercanías de Itá Ibaté, de­bajo de la cual circula el arro­yo Santa Lucía, que debido a un crecimiento de su caudal, provocó daños, que deman­dó varias semanas para que fuera solucionado y con los inconvenientes que acarreó en el tránsito pesado sobre la ruta.

Por esos días y debido jus­tamente a los problemas que se generaron, la Sociedad Rural de Corrientes presentó en la Cámara de Diputados de la Provincia, una nota en la que haciendo referencia a los recurrentes eventos climáticos que afectan las alcantarillas y puentes cons­truidos sobre la Ruta Nacio­nal Nº 12, en el tramo que va desde Itatí hasta Ituzaingó, solicitaban que se tomen las acciones necesarias para conformar un espacio le­gislativo que se ocupara de concretar medidas que so­lucionen esta situación y sus consecuencias en lo social y productivo.

"Este hecho no hace más que dejar en eviden­cia lo persistente de una situación que ya hace mu­chos años viene causando situaciones similares en la Ruta Nacional Nº 12, como sucedió en el año 2017 con la caída del puente ubi­cado sobre el arroyo Iri­bú Cuá", en el kilómetro 1116,09, entre Itatí e Itá Ibaté.

Ya en aquel entonces la Asamblea de Caá Catí, la cual nuclea a más de 400 produc­tores y entidades producti­vas, reclamó con la mayor urgencia posible obras de adecuación sobre los arro­yos Palmira, Baí, Santa María y Santa Lucía, entre otros.

También en esta nota, los ruralistas expresaban que "la prevención debe organizarse a partir de políticas públicas que actúan modificando los marcos institucionales tra­dicionales, en los que pre­domina un enfoque reactivo, que resulta tardío e insufi­ciente ante estos fenómenos natural; dicha prevención debe convertirse en uno de los principales asuntos del desarrollo".

También queda claro que los gastos en obras de ín­dole preventiva son mucho menores que los necesarios para reparar de urgencia las consecuencias de las incle­mencias climáticas.

Finalmente, el pedido fue tratado y transformado en un proyecto de resolución, expediente que ingresó con el Nº 16.868 y fue aprobado por el cuerpo legislativo du­rante la sesión de ayer