Chaco Corrientes SoyNorte Club
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.nortecorrientes.com/a/181806
GUERRA

Ucrania activó la alerta aérea ante una posible gran ofensiva rusa

Ucrania activó hoy la alerta aérea en gran parte del país ante la posibilidad de que las tropas rusas lancen una gran ofensiva generalizada, a 11 meses de que comenzara la invasión y en una jornada marcada por el compromiso de Alemania y Estados Unidos para el suministro de tanques a las Fuerzas Armadas ucranianas.

El jefe del gabinete presidencial, Andrei Yermak, instó a la población a no ignorar las alertas lanzadas por las autoridades y precisó que los sistemas antiaéreos de varias regiones están ya en funcionamiento.

El gobernador de la región sureña de Mikolaev, Vitali Kim, anunció que las Fuerzas Armadas de Rusia ya lanzaron vehículos aéreos no tripulados modelo Shahed, de fabricación iraní, informó la agencia de noticias UNIAN y reprodujo Europa Press.

Según la agencia de noticias Ukrinform, ya se escucharon explosiones en Jersón y Dnipro, en el sur y el este de Ucrania, invadido por Rusia el 24 de febrero de 2022.

Alemania y EEUU deciden suministrar tanques a Ucrania y Rusia denuncia una escalada peligrosa

Estados Unidos y Alemania anunciaron hoy que enviarán tanques a Ucrania para pelear con Rusia, parte de un esfuerzo internacional coordinado para suministrar a Kiev armas pesadas justo cuando la estancada guerra está por cumplir un año.

El presidente Joe Biden dijo que Estados Unidos entregará 31 tanques Abrams M1, luego de meses de que su Gobierno argumentara que esos blindados eran demasiado difíciles de operar y mantener para las tropas ucranianas.

La decisión de Biden llegó luego de que Alemania anunciara que enviará a Ucrania 14 tanques alemanes Leopard 2 A6 y aprobará pedidos de otros países para hacer lo mismo, tras semanas de renuencia y de presiones de sus aliados europeos.

El Gobierno del canciller federal Olaf Scholz reclamaba que Estados Unidos pusiera también a disposición sus Abrams, para, según analistas, no provocar la ira de Rusia sin que Washington, que lidera la OTAN, comprometiera también sus tanques.

Ucrania y sus aliados saludaron la decisión de Alemania, pero Rusia la denunció como una escalada "extremadamente peligrosa" de un conflicto que genera cada vez más temores a una guerra entre Rusia y la OTAN.

Biden dijo que los aliados europeos de Estados Unidos, entre ellos Reino Unido y Francia, acordaron enviar a Ucrania suficientes tanques como para equipar dos batallones ucranianos, o sea 62 tanques en total.

El presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, dijo que los anuncios de Estados Unidos y Alemania eran un "paso importante hacia la victoria" de su país sobre Rusia.

"Hoy, el mundo libre está unido como nunca antes con un objetivo común: la liberación de Ucrania", tuiteó Zelenski.

En Buenos Aires, el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, agradeció a Alemania por la decisión, ante una consulta de Télam en una entrevista con un grupo de agencias de noticias.

"Necesitamos apoyar a Ucrania, porque los ucranianos están luchando por su futuro, pero también por los valores democráticos", señaló Michel, que vino como representante de la Unión Europea (UE) a la cumbre de la Celac.

En un comunicado, el Gobierno de Alemania dijo que entregará inicialmente a Ucrania una compañía de tanques Leopard 2A6, que comprende 14 vehículos, procedente de sus propias reservas.

El objetivo de Alemania y sus aliados es suministrar a Ucrania dos batallones, u 88 tanques, señaló el comunicado, que añadió que militares ucranianos comenzarán a ser entrenados pronto en Alemania y que Berlín dará también apoyo logístico y municiones.

El Gobierno de Scholz dijo más tarde que los primeros tanques no llegarán a Ucrania hasta dentro de tres meses, en la primavera boreal, para cuando analistas predicen una ofensiva rusa en Ucrania luego del invierno, que dificulta las operaciones militares.

"Hacemos lo necesario y lo posible para apoyar a Ucrania. Al mismo tiempo, debemos impedir que el conflicto escale a una guerra entre Rusia y la OTAN", declaró Scholz ante la Cámara baja del Parlamento alemán.

"Estuvo bien y es importante que no nos hayamos dejado empujar hacia la decisión", agregó el líder socialdemócrata alemán.

Tras la noticia, Biden, Scholz, la primera ministra italiana, Giorgia Meloni; el presidente francés, Emmanuel Macron, y el primer ministro británico, Rishi Sunak, mantuvieron una conferencia para discutir la situación en Ucrania.

"Estamos unidos en nuestro apoyo a Ucrania", declaró Biden en la Casa Blanca, al finalizar el diálogo con los mandatarios.

Los tanques de Estados Unidos para Ucrania no eran una "amenaza ofensiva para Rusia", precisó y agregó que "solo se trata de ayudar a Ucrania a defenderse y proteger el territorio ucraniano".

Biden dijo que agradecía a Scholz por enviar tanques Leopard a Ucrania pero que no fue su decisión lo que lo llevó a cambiar de parecer sobre los Abrams.

"Alemania no me forzó a cambiar de opinión. Queríamos estar seguros de estar todos juntos" en esto, señaló.

"Alemania ha dado realmente un paso hacia adelante. El canciller (Scholz) ha sido una fuerte vos a favor de la unidad", añadió.

Ucrania ya había recibido tanques desde que Rusia la invadió hace casi un año, pero eran modelos soviéticos de las reservas de países que alguna vez estuvieron bajo la órbita de Moscú y que ahora están alineados con Occidente.

Zelenski y otros funcionarios ucranianos insistían en que sus fuerzas necesitan tanques de diseño occidental más modernos para derrotar a Rusia.

Sobre el terreno, la guerra se encuentra mayormente estancada, aunque en medio de condiciones invernales que dificultan las operaciones. Rusia controla la mayor parte de cuatro provincias ucranianas, pero Ucrania ha recuperado terreno en meses recientes.

El jefe de la OTAN, Jens Stoltenberg, afirmó que los nuevos carros de combate pueden ayudar a Ucrania a "ganar" la guerra, informó la agencia de noticias AFP.

En Berlín, el embajador ruso alertó de que la decisión es "extremadamente peligrosa" y "llevará el conflicto a un nuevo nivel de confrontación".

"Esto nos convence una vez más de que Alemania, al igual que sus aliados más cercanos, no quiere una solución diplomática a la crisis ucraniana y que quiere una escalada permanente", declaró el embajador Serguei Nechaev.

España, Polonia y Noruega ya dijeron estar dispuestos a enviar parte de sus Leopard a Ucrania.

El Leopard es un tanque pesado que según los especialistas podría romper las líneas rusas en el este de Ucrania, cuando acaban de cumplirse 11 meses de la invasión iniciada el 24 de febrero de 2022.

Esos tanques están muy extendidos por Europa, pero para ser enviados a Kiev era necesaria la autorización de Alemania.

El vocero del presidente ruso, Vladimir Putin, dijo hoy que Occidente "sobrestima el potencial que (los tanques) podrían darle al ejército ucraniano".

"Esos tanques arderán, al igual que todos los demás. Son demasiado caros", enfatizó el vocero, Dmitri Peskov.

Del lado occidental, los agradecimientos a Berlín no se hicieron esperar.

"Es un gran paso para detener a Rusia. Juntos somos más fuertes", afirmó el primer ministro polaco, Mateusz Morawiecki, que había presionado con fuerza en los últimos días.

Los Leopard "reforzarán la potencia de fuego defensiva de Ucrania" y son "la decisión correcta", dijo el primer ministro británico Rishi Sunak, cuyo país anunció recientemente el envío de 14 tanques pesados Challenger 2 a Ucrania.

Francia dijo que recibía con beneplácito la decisión alemana. El Gobierno del presidente Emmanuel Macron todavía no decidió si enviar a Ucrania sus propios tanques Leclerc.

Según los analistas, las vacilaciones de Alemania se debieron al temor a una escalada militar con Rusia. La cuestión provocó tensiones en el seno del gobierno de coalición, entre el Partido Socialdemócrata de Scholz, los Verdes y los liberales del FDP.

Encuestas de opinión recientes mostraron que los votantes alemanes estaban divididos sobre la idea.

Sobre el terreno, el Ejército ucraniano admitió hoy haberse retirado de Soledar, 15 días después de que Rusia afirmara que ya controlaba esa localidad de la provincia oriental de Donetsk, que está en su mayor parte bajo dominio del Ejército ruso desde hace meses.

Soledar se encuentra cerca de Bajmut, una ciudad que Rusia lleva meses tratando de tomar y de cuyo interés estratégico dudan los especialistas.

Las tropas rusas afirmaron hoy haber avanzado en Bajmut.

Temas en esta nota

Ucrania