Chaco Corrientes SoyNorte Club
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.nortecorrientes.com/a/152965

Importante demanda para la compra de dólares en casa de cambio céntrica

Desde el lunes se forman largas filas de personas frente a la sucursal, pero ayer el número creció al punto que se extendió por una cuadra.

El dólar oficial, de acuer­do con la cotización del Banco Central, cerró ayer a 62,50 pesos para la venta. Mientras que en las casas de cambio cotizaba a 68 pesos. Pese a los casi seis pesos de diferencia entre una y otra, decenas de personas se agolparon durante toda la jornada de ayer frente a una casa de cambio céntrica para adquirir moneda extranjera, dispuesta a pagar ese valor.

Una fila muy larga, que por momentos alcanzó a doblar la esquina de La Rioja y Carlos Pellegrini, se for­mó durante la tarde de ayer. Consultados por NORTE de Corrientes, la mayoría se mostró reticente a contar qué hacían allí o al menos, decían que aprovechaban sus ahorros para comprar dólares porque no sabían qué pasará a partir del próxi­mo lunes, sobre todo si se establece un nuevo límite a la cantidad de compra de moneda extranjera. De todas formas, las afirmaciones re­sultan llamativas si se tiene en cuenta que muchos dijeron que iban a comprar entre 100, 500 y hasta 1.000 dólares, para lo cual tenían que po­seer en el momento de llegar a la caja de la casa de cam­bio entre $6.600, $33.000, $66.000 y “68.000, respec­tivamente.

La postal de ayer no fue nueva, de hecho, desde el lu­nes se advirtió de largas filas de personas.

“Yo trabajo con dólares porque viajo mucho. Tengo mi cuenta bancaria en esa moneda, pero hoy no me permitieron hacer ningu­na operación. Ni siquiera puedo retirar o cambiar vía homebanking. Lo único que me queda es venir y sacar de acá, pero ya me informaron que el límite es de 1.000 dó­lares”, comentó uno de los clientes de la casa ubicada por 9 de Julio casi La Rioja, en declaraciones a distintos medios locales ayer.

“No sabemos lo que va a pasar. Y menos el lunes 28 después de las elecciones, pero está claro que la gente no confía en nuestra mone­da”, agregó en clara referen­cia a un escenario de incerti­dumbre financiera de cara a las elecciones del domingo.

En paralelo, había mucha indignación entre los co­merciantes de la cuadra, que plantearon que ellos hacen esfuerzos todos los días para mantenerse en actividad, mientras una casa de cambio “con la bicicleta financiera hacen negocio mucho más rápido”, aseguraron.

También trascendió ayer -aunque el dato no pudo ser chequeado- que a unos me­tros de la casa de cambio, un hombre ofrecía dinero a la gente para que se pusieran en la fila para comprar mo­neda extranjera, a cambio de un porcentaje menor por la gestión.

Mientras tanto, el deno­minado “dólar blue” (mer­cado negro) operó ayer es­table, en los 69,75 pesos. Por su parte, el Gobierno y el Central se debatían ayer a la tarde, en medio de una nueva corrida cambiaria, entre ajustar el cepo, bajan­do el techo para la compra a 2.000 dólares por persona por mes, o liberar el merca­do y que el precio de la divisa estadounidense encuentre su propio equilibrio.

Si bien no hubo definicio­nes ayer, consideraron que la medida de carácter inmi­nente es un ajuste del con­trol de capitales, y que los cambios que se confirmen serán aplicados el lunes a primera hora, después de las elecciones. 

Temas en esta nota

Dólar